• gal-img Hay que cuidar los aperitivos que ingerimos para no engordar estas Navidades (iStock)

    Aperitivos prohibidos: No acumules grasa durante estas navidades
    Con las fiestas de Navidad a la vuelta de la esquina, no hay que olvidarse de mantener una alimentación equilibrada pero es inevitable que en las comidas familiares se coma de más y, la mayoría de las veces, es complicado controlar la cantidad de aperitivos que se toman y que lleguemos a los platos principales habiendo comido más, mucho más, de lo necesario. A pesar de que hay opciones muy saludable para servir como entrantes, como el hummus, las aceitunas o palitos de verduras, generalmente se opta por alimentos que alejan del objetivo de perder esos kilos de más o de mantener el peso a raya.
  • gal-img Patatas fritas (Pixabay)

    1. Patatas fritas y otros snacks
    Nutricionalmente, las patatas fritas dejan mucho que desear ya que este aperitivo es básicamente una mezcla de féculas, sal y grasa de baja calidad, lo que unido al bajo o nulo contenido de otros ingredientes saludables (minerales, vitaminas, antioxidantes, etc.) condiciona su pobre perfil nutricional.
  • gal-img Dátiles con bacon. (iStock)

    2. Dátiles con bacon
    Muy de moda en los años 80, aún siguen teniendo su hueco en las mesas de celebración navideñas por la exótica mezcla de dulce y salado sin pensar en la bomba calórica que suponen.
  • gal-img Mini wraps variados (Pixabay)

    3. Mini wraps y rollitos
    Elaborados con o sin tortilla de maíz o trigo o pan de molde, los mini wraps con diferentes rellenos hecho a base de mayonesa, queso crema o mantequilla, están convirtiéndose en una opción cada vez más extendida por su facilidad a la hora de prepararlos, el colorido resultado tan colorido y la gran aceptación por parte de todos, mayores y niños para el picoteo antes de una copiosa comida sin tener en cuenta la cantidad de grasas y calorías que contienen.
  • gal-img Gambas con gabardina (Pixabay)

    4. Gambas con gabardina
    Con su rebozado de pasta orly hecho con harina, huevo, levadura, cerveza y sal, cada gamba con gabardina frita en aceite bien caliente tiene un alto contenido en calorías, grasas, sodio y azúcares.
  • gal-img Salsas variadas (Pixabay)

    5. Dips y otros untables
    Parecen inofensivos pero las salsas, cremas y otros untables que siempre van acompañados de patatas, tostaditas, crackers, galletas saladas, nachos, pan, etc… hacen que comamos sin control y sin ser conscientes de las calorías y grasas que estamos ingiriendo, es muy probable que no tengamos la sensación de la cantidad que se ha comido sin ni siquiera haber llegado al primer plato.
  • gal-img Salchichón (Pixabay)

    6. Embutidos
    La charcutería, y en especial el salchichón y el chorizo, son alimentos cuyo consumo debemos vigilar muy de cerca porque son muy grasientos y calóricos.
  • gal-img Saladitos variados (Pixabay)

    7. Hojaldres rellenos, mini quiches, saladitos
    Otra tentación que deberemos evitar a toda costa en nuestros aperitivos y entrantes son los conocidos como saladitos, compuestos en un 87% de pasta de hojaldre y un 13% de rellenos como foie-gras, queso de untar, sobrasada, bechamel, etc… que contienen gran cantidad de calorías.
  • gal-img Ensaladilla rusa (iStock)

    8. Ensaladilla rusa
    Aunque está compuesta de vegetales como zanahoria, pimientos y guisantes, acompañados de atún, el ingrediente principal son las patatas además de la gran cantidad de mayonesa que contiene, que aporta unas 110 calorías en tan solo una cucharada.
  • gal-img Quesos y patés (iStock)

    9. Quesos y patés
    Además de su alto poder adictivo, por lo que es difícil controlar la cantidad que se come, el queso, especialmente los viejos presentan un contenido muy elevado en grasas así como los patés, otro de los productos estrella de las mesas navideñas.
  • gal-img Calamares rebozados fritos (Pixabay)

    10.Fritos variados
    Los calamares, patatas bravas, empanadillas, croquetas, etc… no son muy habituales en las cenas y comidas navideñas caseras pero sí en los menús de las celebraciones de empresa y con los amigos, por lo que habría que controlar su ingesta, ya que los fritos no son el mejor aliado de la salud.
  • gal-img Bebidas de aperitivo (Pixabay)

    11. Bebidas azucaradas y alcohólicas
    Junto con los aperitivos menos recomendables, los refrescos azucarados están directamente relacionados con la obesidad y enfermedades como la diabetes o la hipertensión y otras dolencias cardiovasculares, por lo que hay que controlar su elevados consumo durante estas fiestas tanto por parte de los niños como los no tan niños así como las bebidas, cuya ingesta excesiva durante las comidas y cenas de Navidad sólo aporta calorías vacías y ningún nutriente saludable.
  • gal-img

Deja una Respuesta

Uso de cookies

Este Sitio Web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación del usuario y mostrar publicidad relevante. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Para más información, haz clic en nuestra Política de Cookies.

CERRAR ACEPTAR
Aviso de cookies